TUXTLA CHICO, Chis.,31 de enero de 2024.- Indígenas Maya Mam, en la frontera sur de México, realizaron este miércoles, un ritual y ceremonia del “Fuego Nuevo”, para pedir que se termine con la delincuencia, la violencia y la seguridad en Chiapas y México.

El ritual sagrado de esta etnia en vías de extinción, evocó tal y como los hicieron sus ancestros hace 5.300 años donde usaban elementales tradicionales y ofrendas como Copal, dulce, panela, galletas, copal, dulces y velas de los abuelos Chamulas para rendir homenaje a sus antepasados.

Diego Toj, representante del Consejo Indígena Maya Mam, destacó que esta ceremonia tiene el propósito pedir a los ancestros a través de los abuelos que se tenga paz, armonía y se erradique la violencia, los miedos y los temores que existen en la frontera sur.

“Hemos sincronizado con varios altares mayas para erradicar la energía negativa que pueden ver en los entornos y justamente disminuir la violencia, el terror, los desplazamientos indígenas como Comitán, Chicomuselo y otras comunidades mayas”.

Toj, hizo un llamado urgente y doloroso para que el gobierno mexicano ponga especial atención a los focos rojos en los pueblos de Chiapas, por lo que pidieron que se tenga armonía en México.

Este ritual Maya, se realiza en el parque del Chocolate, único lugar emblemático de la cultura “Maya Mam”, donde se concentran algunos ciudadanos de Tapachula y Huehuetán para recibir despedir el año 2023 y cargarse de energías para el 2024.

Esta ceremonia se realiza de manera anual como lo marca el Sagrado Tzolkin de origen Maya.

Hayde León Sánchez, ciudadana de Estación Huehuetán, añadió que durante su presencia en este ritual Maya Mam, pidió que se erradique la delincuencia, se tenga mayor seguridad en Chiapas, porque es una de las entidades donde hay mucha violencia.

Esta ceremonia, es un recordatorio de los ancestros que ayuda mucho a relajar, porque te conectas con el medio ambiente y los abuelos mayas donde se pide prosperidad, salud, abundancia, trabajo y viajes.

Destacó que en este fuego sagrado nuevo, pidió por sus familiares, por las personas fallecidas, por las personas que no tienen alimento para comer, pero sobre todo para que haya paz y seguridad.

Rosalinda Trujillo, ciudadana de Tapachula, consideró que este evento es para retomar las raíces ancestrales, que son la esencia de las tierras por lo que es necesario que las nuevas generaciones sigan perdurando parte de la historia.

“Venimos agradecerle a la madre naturaleza el fin e inicio del año, para que los campesinos tengan buenas cosechas, se tengan lluvias moderadas para todos”.

Ejemplifico que en esta ceremonia Maya Mam, le sirvió para renovar su energía y descargar las tristezas del año pasado.

Deja un comentario

Comments

Sin comentarios aún.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *