Durante la noche de hoy se prevén lluvias extraordinarias en Veracruz y torrenciales en Chiapas, Oaxaca y Tabasco

Durante las próximas horas, se pronostican lluvias extraordinarias (mayores a 250 milímetros [mm]) en zonas de Veracruz; torrenciales (de 150 a 250 mm) en regiones de Chiapas, Oaxaca y Tabasco; intensas (de 75 a 150 mm) en sitios de Campeche, Quintana Roo y Yucatán, y muy fuertes (de 50 a 75 mm) en áreas de Puebla, debido al sistema frontal número 3, con características de estacionario, y su masa de aire frío, que se desplazarán hacia el oriente del Golfo de México y dejarán de afectar al país, en interacción con los remanentes de Julia y con una zona de baja presión con probabilidad de desarrollo ciclónico, ubicada al sur de la Península de Yucatán.

A las 19:00 horas, tiempo del centro de México, la zona de baja presión en el Golfo de México incrementó a 30% su probabilidad de desarrollo ciclónico en los pronósticos a 48 horas y cinco días. Se ubica a 70 kilómetros (km) al sur-sureste de Sabancuy y a 95 km al este-sureste de Ciudad del Carmen, ambos en Campeche. Mantiene su desplazamiento lento hacia el oeste-noroeste.

Mientras tanto, la circulación de una zona de baja presión con potencial ciclónico ocasionará viento de componente norte con rachas de 70 a 90 kilómetros por hora (km/h) en Chiapas, Oaxaca, el Istmo y Golfo de Tehuantepec, de 60 a 80 km/h en la costa sur de Veracruz y de 50 a 60 km/h en Campeche, Puebla, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán.

Un canal de baja presión extendido en el norte y centro de la República Mexicana, en combinación con la entrada de humedad del Golfo de México e inestabilidad en niveles altos de la atmósfera, propiciará lluvias fuertes (de 25 a 50 mm) en Chihuahua, Coahuila y Tamaulipas; intervalos de chubascos (de 5 a 25 mm) en Baja California, Baja California Sur, Estado de México, Guerrero, Hidalgo, Michoacán, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí, Sonora y Tlaxcala, así como lluvias aisladas (de 0.1 a 5 mm) en zonas del norte y centro del país.

Las lluvias pronosticadas, que podrían ser con descargas eléctricas y condiciones para la caída de granizo, también podrían ocasionar deslaves, incremento en los niveles de ríos y arroyos, desbordamientos e inundaciones en zonas bajas.

Durante la tarde de hoy, Julia se debilitó a baja presión remanente; se localizó a 125 km al oeste-noroeste de la Ciudad de Guatemala, Guatemala, y a 85 km al noreste de la desembocadura del río Suchiate, frontera México-Guatemala, con vientos máximos sostenidos de 45 km/h, rachas de 65 km/h y desplazamiento hacia el noroeste a 24 km/h. Esta será la última actualización sobre este sistema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *